lunes, 18 de noviembre de 2013

Hoy vuelve Cristina




Ella tiene que saberlo seguramente. Pero no está de más recordarlo.
Que hay un  pueblo esperándola como se esperaba a Perón en los octubres de la resistencia. Y que una madriguera de reaccionarios poderosos, de chantas y rufianes  hicieron lo imposible por ser ellos los que imponían el escenario de la vuelta de la Presidenta de los argentinos hasta el 10 de diciembre de 2015.
Conductora de sueños colectivos para toda la vida.
Tiene que saberlo seguramente. Pero no está de más recordarlo.
Que científicos argentinos, uno de ellos el repatriado número 600, completaron el genoma humano de tres argentinos y lo hicieron aquí, con apoyo del Estado.
Que YPF anunció que el gas del sur de la Patagonia, en Santa Cruz y Tierra del Fuego, se puede extraer rápidamente y que decididamente avanzamos hacia la independencia energética.
Que la actividad económica subió un 4,7% en septiembre  y que el incremento acumulado en lo que va del año es del 5,4 %.
Que el nivel de consumo se mantiene en alza, igual que la construcción y el sector agropecuario y las exportaciones industriales que  se triplicaron en la última década.
Que la venta de manufacturas industriales al exterior creció 2,7 veces entre 2003 y 2013, pasando de 30 mil a 81 mil millones de dólares.
Que el ministerio de Industria informó que la industrialización de América latina genera un mercado potencial de más de USD 600 mil millones por sustitución de importaciones desde la extrazona en manufacturas de origen industrial.
Que en la última década no sólo se crearon 229 mil empresas, sino también han aumentado las pymes exportadoras: más de 2500 pymes dieron el salto exportador.
Tiene que saberlo seguramente. Pero no está de más recordarlo.
Que el monopolio Clarín estalló de furia cuando supo que la Corte Suprema declaró la constitucionalidad de la ley de medios y que, encima, se encontraron archivos originales de la dictadura que estarían demostrando que la adquisición de Papel Prensa fue un crimen de lesa humanidad.
Que la derecha no da pie con bolas y licuaron su  triunfo electoral en las grandes provincias de la noche a la mañana y que el ideólogo de Macri confesó su admiración por Adolf Hitler y que Binner y Massa se quieren mostrar ante los gobiernos del ajuste europeo como el recambio neoliberal del país inclusivo que supimos conseguir con Néstor y Cristina.
Hoy vuelve  Cristina.
El país la está esperando y ese sólo dato demuestra la vitalidad de su liderazgo.
El escenario del regreso lo instaló el proyecto de país que nos gobierna.
La música, la canta un pueblo que aguantó los trapos, sin odios ni rencores.
Sólo el amor construye, como enseñaron ellos.   
Por eso y mucho más: Bienvenida Presidenta.

El Argentino, lunes 18 de noviembre de 2013