lunes, 30 de noviembre de 2009

NO SE VAYA QUE AHORA VIENE LO MEJOR

La semana que hoy se inicia será una fiesta para la democracia y, a estar por la manifiesta impotencia de algunos lenguaraces mediáticos, un sereno festejo para el proyecto político gobernante.

Ubicado a un metro de distancia de Néstor Kirchner, este cronista puede atestiguar que en su última aparición pública el ex Presidente llamó a la paz y no a la guerra, a la conciliación y no a la controversia permanente, al dialogo en la diversidad y no a los gritos de la discordia.

En ese marco reflexivo afirmó que si la oposición quiere dar un golpe de mano contra las autoridades y las comisiones del Parlamento, que lo haga, porque aquellos que se sienten cobijados por los más humildes, se conforman con las calles del pueblo, a la intemperie, con un micrófono apenas, para seguir diciendo sus verdades relativas.

No amenazó; ofreció su corazón y su predisposición para construir con todos una patria más justa, más democrática, más inclusiva.

Está en los genes del movimiento popular, eso de renunciar a los honores pero no a la lucha.

Allí están los registros audiovisuales para comprobar lo dicho.

Sin embargo, los monopolios mediáticos y sus escribas, le dedicaron ríos de tinta en sus editoriales domingueras a reinterpretar lo dicho por Kirchner.

“Miente, miente que algo quedará”, les enseñó su maestro Goebbels en épocas del nazismo.

Esta semana se producirá la jura de los nuevos diputados nacionales.

Quizás la desazón de los opositores se comprende por que el cambio tan deseado, del centroizquierda hacia la derecha, no se producirá, por la simple y profunda razón que la única verdad sigue siendo la realidad. Veamos.

1.- Los opositores, partidarios y mediáticos, parten de una lectura incorrecta y voluntarista del resultado de los comicios del pasado 28 de junio.

Y cuando alguien se pelea con la realidad, corre el riesgo de extraviarse.

Los guarismos finales dicen que a nivel nacional el Frente para la Victoria y los aliados que se identifican con el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, fueron la fuerza triunfante y que en la provincia de Buenos Aires se dio un virtual empate, con apenas un punto de ventaja para una fracción opositora, que por otra parte, hoy no existe más.

2.- Hay que recordar que este Gobierno fue elegido por una abrumadora mayoría que dobló al segundo contrincante, en las elecciones del 2007. Ese período, dicta la Constitución vigente, termina a fines del 2011.

3.- La oposición es un archipiélago caótico de islas muy diferentes, que se juntan, que se desjuntan, que no reconocen un liderazgo común y lo que es peor, un proyecto de país común.

4.- La iniciativa política oficial barrió por los aires a una oposición inexistente a la hora de aportar, civilizada y políticamente, una alternativa superadora al proyecto gobernante desde el 25 de Mayo del 2003.

5.- El quinto elemento es que el jueves 3 de diciembre asumirá su banca el artífice mayor de este proceso de cambio y que se llama precisamente, Néstor Kirchner.

No es un dato menor, ni una anécdota de circunstancias.

Todo lo que festejaron por adelantado en la borrachera nocturna opositora del “28-J” se esfumó, no por arte de magia ni por prepotencia oficialista. Sino por que la realidad se impuso con sus propias verdades. Así de simple.

Eso explica que en la semana que se inicia, el proyecto transformador y progresista que conducen Cristina y Néstor Kirchner estará de fiesta, mientras que la oposición volverá a mostrar sus tenedores y tridentes en una mesa donde se sirven platos de sopa nacional y popular.

Con este panorama, las fuerzas del oficialismo reafirmarán su liderazgo político para profundizar el proceso de cambio en curso.

Cuentan con los números suficientes para ello, pero no se refugiarán en la aritmética sino en su capacidad de mantener la iniciativa política.

La Argentina podrá celebrar de este modo el Bicentenario patrio, con el orgullo de ser un proyecto de Nación y no un desfile de vanidades.


Jorge Giles. El Argentino. 30.11.09
http://www.elargentino.com/nota-67687-No-se-vaya-que-ahora-viene-lo-mejor.html

3 comentarios:

Anónimo dijo...

excelente post compañero,
y lo tengo que felicitar por su optimismo!

felix.sfe

Ariel K dijo...

"la oposición volverá a mostrar sus tenedores y tridentes en una mesa donde se sirven platos de sopa nacional y popular."
Ninguna frase resume tan bien la ineptitud de la oposición argentina.
Excelentes sus publicaciones, las léo siempre.

Anónimo dijo...

En que país viven?de donde salieron estos lame trastes? porque no van a laburar y a opinar y pensar por si mismos?
Martín.